Remesas superaron los US$18 mil millones, pero crecimiento será menor en 2023

Se estima que las remesas cerrarán el año electoral con US$19,402.6 millones; por esta razón, se visualiza un crecimiento menos acelerado. Foto: La Hora.

Una vez más los ingresos que los guatemaltecos generan por su trabajo en el extranjero se han convertido en el salvavidas que mantiene a flote a sus familias y, por ende, a la economía del país. En el 2022 las remesas acumularon un total de US$18,040.3 millones, equivalente a un crecimiento interanual del 17.9%; sin embargo, para este 2023 tanto las autoridades monetarias como economistas y migrantes estiman un crecimiento menor.

A pesar de superar la cifra del 2021, cuando alcanzaron los US$15,295.7 millones, el porcentaje de crecimiento fue menor en 2022. Hace dos años las remesas experimentaron el mejor aumento registrado con 34.9% como parte de su recuperación, pues en el 2020 apenas crecieron un 7.9% tras atravesar el momento más crítico de la pandemia del COVID-19.

Lea: Canasta Alimentaría cierra el 2022 con un aumento de 17.3%

EXPECTATIVAS PARA 2023

Álvaro González Ricci, presidente del Banco de Guatemala (Banguat), informó que este año “vamos a seguir creciendo” en cuestión de remesas, pero “no a los niveles de los años anteriores”, sino en un eje central de 7.5%.

En ese sentido, se estima que las remesas cerrarán el año electoral con US$19,402.6 millones; por esta razón, se visualiza un crecimiento menos acelerado, pues la diferencia entre el 2021 y 2020 fue de US$3,955.3 millones, mientras que la diferencia entre el 2023 y 2022 sería de unos US$1,362.3 millones.

EL IMPACTO INFLACIONARIO

De acuerdo con Erick Coyoy, economista de la Asociación de Investigación y Estudios Sociales (Asies), uno de los factores que puede afectar la recepción de remesas este año es la persistencia de un alto riesgo de recesión económica en Estados Unidos.

Es la inflación la que figura como un traspié para el poder adquisitivo de los compatriotas y, por consiguiente, en las remesas familiares. Esta situación puede verse agudizada, pues para frenar el aumento sostenido de precios la Reserva Federal de Estados Unidos (FED, en inglés) ha aumentado la tasa de interés, una acción que a su vez puede provocar desempleo, según Coyoy.

Hace dos años las remesas experimentaron el mejor aumento registrado con 34.9% como parte de su recuperación. Foto: La Hora.
LA POLÍTICA Y ECONÓMICA LOCAL DETERMINA EL PANORAMA

Por su parte, José Luis Moreira, economista del Consejo Nacional Empresarial (CNE), expuso que es el nivel de empleo uno de los “conductores fundamentales” del crecimiento de las remesas.

En ese sentido, el experto “no duda que las dinámicas migratorias cambien”, ya sea por modificaciones en la política migratoria de la región o un cambio en la situación político/económica de Guatemala que evite un crecimiento de las presiones en los flujos de las migraciones.

Además: SAT habilita fecha para gestiones de vehículos sin cita previa

 

Además, debido a la política monetaria restrictiva de la FED (subida del interés), se espera que los niveles de empleo decrezcan y el desempleo suba.

“En ese escenario existe la posibilidad de que los trabajadores migrantes de Guatemala vean sus ingresos reducidos y, por ende, es posible que el crecimiento de las remesas caiga”, sostuvo Moreira.

LAS POSIBLES REPERCUSIONES

De reducirse el ritmo de crecimiento este 2023, el miembro del CNE, estima, muy a corto plazo, una ligera merma en la actividad de consumo, sin embargo, un año no bastaría para definir una tendencia estructural en el país.

PERSPECTIVA MIGRANTE

Desde su perspectiva, Eddie Reyes, guatemalteco y residente en Phoenix, Arizona, cree que sí es posible que las remesas se reduzcan en el 2023 alrededor de un 10%.

Para el compatriota, una de las principales dificultades a las que se enfrentan los migrantes chapines es al impacto del aumento de la tasa de interés y una posible recesión económica. Agregó que aún se perciben los temores de una posible recesión económica.

“En el campo laboral de la construcción, que es el que más mueve la comunidad migrante, todavía está muy bajo, y esto es debido a los altos costos de los intereses para una casa, no todo el mundo está invirtiendo”, comentó Reyes.

WORLDREMIT: 2023 MARCA CAMBIOS IMPORTANTES

WorldRemit, empresa de transferencias digitales internacionales, compartió para La Hora Economía sus previsiones para este año en las que destaca que las remesas digitales tomarán relevancia en medio de un panorama con matices grises.

Los ejecutivos de WorldRemit aseveran que, dado el clima económico actual, con la inflación en aumento y una “recesión inminente”, se espera una desaceleración en el crecimiento de las remesas este año.

Según el Estudio sobre el Costo de Vida 2022 de la compañía, el 78% de los remitentes de remesas dicen que el costo de vida ha aumentado. En un testimonio de su resiliencia, los migrantes encuestados para el estudio indicaron que conservan activamente su gasto diario para mantener la capacidad de enviar dinero a casa y apoyar a sus seres queridos.

No deje de leer: ¿Qué esperar para los combustibles en Guatemala durante 2023?

 De esa cuenta, informaron que destinan menos dinero para su alimentación básica (49%), ahorran en los gastos diarios (46%), limitan las reuniones sociales (28%) y optan por el transporte público en lugar de conducir ellos mismos (25%).

“Este último estudio demuestra que incluso en tiempos de inestabilidad financiera, muchos migrantes están haciendo ajustes conscientes en su vida diaria para mantener el flujo regular de remesas a sus familias y seres queridos en sus países de origen”, comentó Jorge Godínez, director para las Américas en WorldRemit.