Realizan homenaje a José Fernando Mazariegos, inventor del Ecofiltro

Por Margarita Girón
[email protected]

Por su aporte a la humanidad, a través de la invención del Ecofiltro; un filtro de agua para la potabilización del vital líquido, José Fernando Mazariegos recibió un homenaje póstumo en las instalaciones del Museo del Ferrocarril tras cumplirse un año de su fallecimiento con una exposición fotográfica que muestra momentos memorables del inventor a través del tiempo.

De acuerdo con los directivos de la empresa que actualmente comercializa el Ecofiltro, el Museo dará un espacio a una exposición fotográfica del guatemalteco, la cual será parte del recorrido dentro de las instalaciones del mismo, con el objetivo de promover la educación y fomentar la importancia del patrimonio cultural de Guatemala.

Según detallaron, la exposición estará disponible por un período de tres meses, durante los cuales se espera que al menos 7 mil guatemaltecos entre niños y adultos que visitan las instalaciones del Museo conozcan la historia y contribución del inventor del Ecofiltro.

Durante la presentación del homenaje, detallaron que el objetivo del mismo es compartir el legado de un guatemalteco ilustre que trabajó durante años con la misión de ofrecer a los guatemaltecos la oportunidad de tener agua potable y disminuir el número de muertes infantiles registradas en el país a causa del consumo de agua contaminada.

Phillip Wilson, director ejecutivo de Ecofiltro, refirió que la idea de realizar la exposición es dar a conocer el aporte de un guatemalteco que a través de su invento está salvando vidas no solo en Guatemala, sino en al menos 38 países donde existen fábricas produciendo el filtro de origen chapín.

“Queríamos, reflejar algo positivo de Guatemala y que pueda servir a la niñez que busca estudiar ciencias o matemáticas que sepan que en el país hay guatemaltecos que han inventado cosas y que han trascendido porque el guatemalteco es muy inteligente y ojalá muchos puedan seguir el ejemplo del licenciado Mazariegos”, dijo Wilson.

Cabe destacar que el invento de Mazariegos ganó durante los años 2003 y 2004, el Premio de Mercado para su sostenibilidad otorgado por el Banco Mundial; invitando a científicos de distintas organizaciones mundiales, a visitar la planta de Ecofiltro para estudiar el modelo del filtro, para luego replicarlo en sus países de su origen.

SOBRE EL INVENTOR

De acuerdo a la información de Ecofiltro, José Fernando Mazariegos Anleu nació en Panajachel, Sololá en 1938, en 1963 obtuvo una beca en el programa de Capacitación en Técnicas de Investigación por el Instituto Centroamericano de Investigación y Tecnología (ICAITI), también formó parte de la Junta Directiva del Colegio de Químicos y Farmacéuticos entre 1963 y 1970, año en el que obtuvo otra beca, esta vez a través del Gobierno de Francia en donde pudo especializarse en Normalización y Control de Calidad.

En 1981, tras identificar la escasez de agua, una de las problemáticas que afectaba áreas rurales del país en ese entonces, Mazariegos inició los experimentos con distintos materiales, hasta que, tras varios intentos consiguió diseñar el filtro de cerámica, que hoy conocemos como Ecofiltro.

Así el inventor continuó su trabajo a través de los años, en 2003 el Banco Mundial otorgó a Mazariegos el premio por la Asociación Latinoamericana de Ingeniería Sanitaria y Ambiental, así como el Galardón Market Place Award for Sustainable Technology por su aporte a la humanidad.

En Guatemala también fue reconocido con la Orden del Quetzal en 2017, la cual fue otorgada con el grado de Gran Cruz, que es la máxima mención honorífica que otorga el Gobierno, por impactar en la vida de millones de personas alrededor del mundo a través de su invento.

El inventor, falleció a los 80 años, el 2 de junio del 2018, con una amplia trayectoria científica.

¿QUÉ ES EL ECOFILTRO?

El filtro de fabricación artesanal compuesto por barro, aserrín y plata coloidal que combinados realizan la función de potabilizar el agua.