Políticas Públicas del Gobierno de Guatemala para atender la Cadena de Migración

Rodulfo Santizo

[email protected]

Guatemalteco, migrante, facilitador de procesos para fortalecer el tejido social, visor y monitor del bienestar social, multifacético, persistente, soñador por una Guatemala diferente, gestor en desarrollo.

post author

Sorpresa de la grande causo a los migrantes la noticia del acuerdo gubernativo que este “flamante gobierno” de Jimmy Morales, dando a conocer la Política Publica de Atención a los Migrantes, donde dicen tener 4 ejes considerados: 1. Protección de los Derechos Humanos a la persona migrante guatemalteca en el país de tránsito, radicadas en el país de destino y su retorno, 2. Fortalecimiento de la red consular para ampliar la asistencia, atención, protección y documentación brindada a la población migrante guatemalteca, 3. Protección de los Derechos Humanos de las niñas, niños y adolescentes migrantes, con énfasis en los no acompañados y separados y 4. Impulsar el uso productivo de las remesas familiares.

En teoría esos ejes suenan bonito, pero en la practica real no es así, partiendo de que lo hacen ya cuando gracias a Dios se van y dejan un país y población migrante decepcionada del quehacer de este gobierno por haber perdido 4 largos años en mantener funcionarios que dejaron al país en una situación critica y desastrosa, dedicando su tiempo a desmantelar todo esfuerzo para eliminar la lucha contra la corrupción e impunidad y desperdició la gran oportunidad de sentar las bases para fortalecer el sistema de gobernanza democrática, que tanto anhelan los guatemaltecos.

Es casi seguro que la sacaron para desviar la atención a otros casos sucios que están por darse a conocer, porque no tiene ningún sentido mentirle a la población con esos engaños, donde no hubo un proceso de socialización adecuado con facilitadores que conozcan del tema en los diferentes consulados, principalmente con la población mas vulnerable (migrantes indocumentados), el resultado de esa política son criterios de funcionarios que no entienden y no tienen interés en los temas de la diáspora.

Es importante mencionar que la única manera de atender verdaderamente a los migrantes es darles participación para que se empoderen, se apropien y sean participes de los proyectos y programas que les beneficien, teniendo participación legitima, legal y representativa en un CONAMIGUA reformado, haciendo un llamado al nuevo Congreso de Guatemala 2020-2024 que retomen las reformas a la ley de CONAMIGUA para que sea esta instancia la rectora del tema migrante y no el MINEX, que hasta ahora solo ha mejorado porcentualmente en lo relacionado a documentación dando pasaportes, tarjetas consulares y otros tramites, por lo demás deja mucho que desear.

Los ejes que los migrantes han validado en diferentes espacios están resumidos de la forma siguiente: 1. Asuntos legales (migración, laborales, etc.), 2. Fortalecimiento a organizaciones de migrantes en el extranjero (tejido social), 3. Fortalecimiento, seguimiento, monitoreo, evaluación y fiscalización consular, 4. Participación Cívica y Ciudadana en el Extranjero y Guatemala y 5. Desarrollo Socio Económico en el país receptor y lugares de origen de los migrantes. Estos aspectos están siendo ya ejecutados por los migrantes organizados en todas las regiones y estados de la Unión Americana, sin contar con el apoyo de gobierno, hay voluntades y cooperación de todo mundo por ayudar a muchos compatriotas que buscan ayudas y solidaridad ante la poca presencia del gobierno guatemalteco.

Se han socializado varias acciones, actividades, programas y proyectos de varias organizaciones formales y legales de la diáspora en las que se ha pedido siempre el apoyo de gobierno, pero no ha existido voluntad y deseos de de colaboración y atención a dichas propuestas, habiendo casos en que las relaciones y comunicación entre sociedad civil migrante y funcionarios de gobierno se ha distanciado, principalmente cuando se acciona en el monitoreo, seguimiento, evaluación y fiscalización del funcionario público.

Pero bueno, ahora hay que esperar que puntadas se trae el nuevo gobierno de Giammattei, démosle el beneficio de la duda, hay una oferta de la creación de un espacio y designación en asuntos migratorios en Washington DC, esperamos sea un profesional con múltiples capacidades, visionario, facilitador de procesos, conocedor de desarrollo de proyectos, experiencia en la integración de los migrantes para aprovechar sus múltiples potencialidades y fortalezas para incidir al interior de la diáspora y en sus lugares de origen en Guatemala, haciéndoles saber que los migrantes son personas y requieren del apoyo de personas y que si no van un paso delante de los migrantes o estén a la par, por lo menos, que se dejen asesorar y hacer equipo para salir adelante, teniendo voluntad gubernamental para gestionar proyectos de interés de Guatemala.
Esperamos este personaje sea acompañado de un buen equipo multidisciplinario de profesionales que le ayuden y sepan aprovechar a los migrantes para definir la ruta de las políticas publicas del gobierno, dirigida a la cadena de migración.

Razones siempre habrá para darle atención gubernamental a este sector encargado de mantener a flote la economía de Guatemala, no hay luminarias entre los funcionarías públicos que se sienten a escuchar los verdaderos problemas que la diáspora afronta en sus diferentes etapas en el ciclo de las migraciones; pero hay gente que siguen utilizando el tema MIGRANTE para justificar sus reuniones, informes y viajes al extranjero para estar en reuniones funcionarios en USA y con migrantes que sí conocen del tema, porque lo han vivido y tienen suficientes elementos, conocimientos y experiencias para hacer planteamientos a las soluciones reales y concretas.

La verdad que los esfuerzos han sido numerosos y siempre hemos visto esa arrogancia y prepotencia de algunos funcionarios en no querer aceptar que las leyes se hacen en función de los intereses, beneficio y derechos de la sociedad civil y las mismas van cambiando de acuerdo a cómo se desenvuelven y enforzan entre los grupos a quienes van dirigidas.

Hay tiempos en que perdemos esas ganas de seguir pidiendo la voluntad del gobierno para que se interese en estos temas, porque si suman los tiempos, esfuerzos y recursos que los migrantes han aportado a esta gestión, nos salen debiendo; pero de algo estén seguros que seguiremos luchando hasta lograr nuestros objetivos en el corto, mediano y largo plazo, porque para necios y tercos en lo que nos proponemos, aquí estamos muchos migrantes que deseamos un cambio verdadero, no solo para nosotros como diáspora, sino también para todos los guatemaltecos.

Por último, un pensamiento, “Espero que este diciembre esté con luces apagadas, pero con migrantes y guatemaltecos encendidos, para encarar el 2020”. Feliz Año Nuevo para todas y todos, ¡un fuerte abrazo!.