Oxfam exige protección para los migrantes que integran nueva caravana

Por Margarita Girón
[email protected]

El Comité de Oxford para el alivio de la hambruna (Oxfam, por sus siglas en inglés) se pronunció ante una nueva caravana migrante que partió el 15 de enero desde San Pedro Sula en Honduras.

Ante ello, el organismo internacional condena las acciones de represión que llevó a cabo la Policía Nacional de Honduras para evitar que los inmigrantes hondureños cruzaran a Guatemala desde el punto fronterizo de Corinto e insta a todos los gobiernos a respetar el derecho de las personas a migrar.

Sobre los migrantes que integran la caravana, señalan que son incapaces de sobrevivir en su propio país, estos migrantes buscan valientemente oportunidades para que ellos y sus familias prosperen. “En lugar de criminalizar y demonizar a los migrantes, los gobiernos deben abordar las causas fundamentales que obligan a los migrantes a huir y deben proteger a los migrantes en tránsito”, enfatizan.

El pronunciamiento también pide defender el principio de no devolución como lo exige el derecho internacional, así como defender el derecho de asilo.

LEA: Los miembros de la nueva Caravana relatan por qué migran

¿CÓMO AVANZA LA CARAVANA?

En las primeras horas del 15 de enero de 2020, una caravana de aproximadamente 1 mil migrantes, incluidas muchas mujeres y niños, salió de San Pedro Sula, Honduras, hacia Estados Unidos. En la frontera con Guatemala, la Policía Nacional hondureña arrojó gases lacrimógenos a los migrantes para evitar que salieran de Honduras.

El presidente de Guatemala, Alejandro Giammattei, dijo que respetará la libertad de movimiento conforme a un acuerdo centroamericano vigente, sin embargo, el canciller mexicano, Marcelo Ebrard, declaró que México evitará que la caravana avance en su territorio.

Oxfam refiere que medios de comunicación de la región informan que los migrantes huyen nuevamente de la violencia, la pobreza y la falta de oportunidades económicas. La violencia de género y de pandillas, la corrupción generalizada, los años consecutivos de sequía y la limitada inversión pública en El Salvador, Honduras y Guatemala son conocidos impulsores de la migración forzada.

“Por ejemplo, en Honduras, 15 mujeres fueron asesinadas en los primeros 14 días de 2020, y las organizaciones informan que la región del Corredor Seco centroamericano está experimentando la peor sequía en los últimos cinco años. Miles de familias que tenían su sustento en la agricultura, han perdido su capacidad de subsistencia debido a una extensa sequía en los últimos cinco años que afecta a Honduras, Guatemala y el Salvador”, detallan en el comunicado.

Los hondureños continúan avanzando en su paso por Guatemala. Foto La Hora/AP

SU PASO POR GUATEMALA

Según el Instituto Guatemalteco de Migración (IGM), hasta las 22 horas del 16 de enero, 2 mil 657 personas habrían realizado el registro correspondiente en las delegaciones de El Corinto y El Cinchado; puntos fronterizos entre Guatemala y Honduras.

De acuerdo con Alejandra Mena, vocera del IGM, un grupo de personas habrían ingresado al país por puntos ciegos.

De acuerdo a los datos de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH), durante la noche del 16 de enero, la Casa del Migrante brindó atención a 767 personas migrantes; 487 de ellos hombres, 126 mujeres, 151 menores de edad y 3 personas pertenecientes a la comunidad LGBTIQ.

Según la verificación realizada por la PDH, 729 de las personas atendidas que fueron atendidas son procedentes de Honduras, 18 de El Salvador, 15 de Guatemala y 5 de otros países.

Esta mañana, la caravana partió rumbo a San Marcos, en donde esperan cruzar hacia México y continuar su ruta migratoria hacia Estados Unidos.

Migrantes hondureños suben a una patrulla de la PNC. Foto La Hora/AP