ANTE TRAGEDIA EN INDIANÁPOLIS

Migrantes guatemaltecos llaman a no conducir en estado de ebriedad

Por Grecia Ortíz
[email protected]

Un migrante guatemalteco, con estatus irregular en Estados Unidos, ha sido señalado como presunto responsable de un incidente ocurrido en Indianápolis en el que murió Edwin Jackson, destacado jugador de la NFL. Según los reportes de la agencia de noticias AP y otros medios de comunicación, el connacional tiene un historial de delitos menores, incluyendo dos arrestos previos por conducir en estado de ebriedad.

En ese contexto connacionales en Estados Unidos hacen un llamado de reflexión para que los guatemaltecos eviten mezclar el volante y el alcohol, ya que al final solo provoca tragedias y hechos lamentables como este.

El guatemalteco Manuel Orrego Savala, considerado por autoridades de Indianápolis como el responsable por el accidente en la carretera Interestatal 70, había sido deportado dos veces. En el incidente también murió Jeffrey Monroe el chofer del Uber en el que viajaba Jackson de los Colts.

El hombre sospechoso de provocar el choque ha sido deportado dos veces de Estados Unidos, dijeron las autoridades. El canal de televisión WRTV de Indianápolis reportó que Orrego Savala dijo al juez, a través de un intérprete: “Yo no estaba manejando el vehículo, no sé por qué estoy aquí”.

El guatemalteco es ahora acusado de manejar ebrio y matar en un accidente vial al jugador de los Colts, de Indianápolis, Edwin Jackson, y a su chofer.

Según documentos judiciales, la prueba de sangre efectuada en el hospital determinó que Orrego-Savala tenía un nivel de alcohol de 0,19 por ciento, más del doble del límite legal en Indiana.

Los dos cargos más severos que enfrenta el guatemalteco conllevan cada uno un máximo de veinte años de cárcel.

Según antecedentes, en 2005 fue convicto de conducir en estado de ebriedad en Redwood City, California, además numerosas conducciones por delitos menores y arrestos en California e Indiana, dijo la vocera del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas, Nicole Alberico.

JUAN CARLOS POCASANGRE: SI VA A BEBER NO MANEJE

En ese sentido, Juan Carlos Pocasangre, guatemalteco residente en Nueva York, expresó que es una situación muy triste, y le envía condolencias a la familia y amigos del deportista fallecido.

Ante la tragedia, el connacional hace un llamado a que si consumen bebidas alcohólicas eviten mezclarlas con el volante, ya que lo ideal es que si van a consumir alguna bebida embriagante, utilicen transporte de uso público o se acompañen de una persona responsable.

“Lo que nunca deben hacer es manejar cuando estén ebrios… realmente no importa la cantidad de alcohol, siempre y cuando van a tomar, porque definitivamente no deben manejar. No tan solo ellos se van a dañar, lo peor es que ellos por manejar ebrios tengan accidentes y maten a otras personas o las dejen incapacitadas”, destacó.

Al mismo tiempo señaló que es importante que se considere que no todos los connacionales actúan irresponsablemente. El entrevistado añadió que conducir bajo efectos del alcohol que un delito más penalizado por las autoridades estadounidenses, “si va a beber no maneje, esto en Estados Unidos es ya un delito mayor”.

El connacional, Juan García de Migrantes en Acción, desde Rhode Island, añadió que lo sucedido en Indianápolis vendrá a complicar la solicitud que han hecho otros estados relacionadas al trámite de licencias de conducir. “Las cosas se pondrán bastante cuesta arriba con esto”.

LUI DONIS: UN LLAMADO A REFLEXIONAR

El músico Lui Donis, que desde hace algunos años reside en Estados Unidos, agregó que no se debe considerar que este tipo de comportamientos pertenecen solo a los guatemaltecos, sino que es un problema que persiste en la sociedad en general.

Para Donis, lo que los guatemaltecos deben pedir es que al responsable de este incidente se le aplique un castigo ejemplar, por la tragedia ocasionada y la irresponsabilidad de conducir bajo efectos de licor.

“Hay que hacer un llamado de poner las barbas en remojo y darse cuenta de que tiene sus consecuencias tremendas, cada vez es más frecuente que jovencitos beban licor desde pequeños”, anotó.


PRESIDENTE SE PRONUNCIA

El presidente Donald Trump aprovechó la muerte del linebacker de los Colts de Indianápolis, Edwin Jackson, para promover sus posiciones sobre inmigración, diciendo en Twitter que el accidente fue “vergonzoso” y llamó a los demócratas a trabajar con él para lidiar con la inmigración ilegal y seguridad fronteriza.

“Es vergonzoso que una persona que estaba ilegalmente en nuestro país haya matado al linebacker de los Colts Edwin Jackson. Esta es apenas una de muchas tragedias que se pueden evitar. Tenemos que obligar a los demócratas a ser estrictos sobre la frontera, y con la migración ilegal, ¡RÁPIDO!”, tuiteó el Presidente.