El hambre de poder

Betsy Castellanos de Paredes

[email protected]

Soy enfermera y Diseñadora Gráfica, madre, esposa, abuela que sueña con una Guatemala, digna próspera y en paz.

post author

Por Betsy Paredes
[email protected]

Con tristeza e indignación vemos cómo transcurre la “campaña electoral” en nuestra Guatemala, como dice el dicho, en gustos se rompen géneros, cantidades de partidos habidos y por haber, para todos los gustos e ideales, partidos nuevos y los quemados de siempre, no sé ustedes pero yo me pregunto, ¿hasta dónde llegará el hambre de poder? venimos viendo una cantidad absurda de personajes que se niegan a retirarse de postulaciones a puestos públicos.

Por favor señores, circulen, ya es tiempo de nuevos rostros en la política, personas que de verdad se interesen por sacar a nuestro país de ese abismo donde ha ido cayendo poco a poco gracias a todos ustedes corruptos que como aves de rapiña se devoran el país y vacían sus arcas para llenar sus bolsillos con dinero que pertenece a un pueblo que sufre de hambre, que padece la falta de salud, trabajo y educación, sólo con ver el despilfarro de dinero en sus campañas es más que suficiente para darnos cuenta que lo único que les importa es “El Poder” pero les aclaro que esa palabra lleva consigo muchos significados.

Por supuesto que depende de ustedes políticos el giro que le quieran dar, siempre he pensado que el respeto y admiración se gana a pulso, pero en esta campaña 2019 veo tanta hipocresía y ambición, todos quieren quebrar la alcancía y sacar el mayor provecho, nada más.

Todos hablan desde la conquista española, de los llamados saqueadores, me pregunto entonces a ustedes, ¿cómo les podemos llamar? si ustedes mismos dicen: que no los engañen con espejitos… pero lo que todos ustedes candidatos políticos nos quieren vender, son espejismos, ofrecen cosas que jamás cumplirán, pues cuando ya se sientan en “El Trono” a volar promesas, a pagar deudas y a devolver favores, al fin y al cabo los ciudadanos que los apoyaron ayudándolos a llegar al poder no cuentan más, no diré que todos son iguales, hay excepciones, conozco personas íntegras que sí aman a su país y están dispuestas a luchar honradamente por un mejor futuro, por un despertar sin corrupción, por un país con igualdad de derechos, donde un día se nivele la balanza , no olvidemos mientras tanto que el poder lo tenemos nosotros, somos libres de decidir quién llegará a gobernar Guatemala, hay que analizar a los candidatos y votar de manera inteligente, no podemos darnos el lujo de dejar nuestra nación de nuevo en las manos equivocadas, ya a muchos se les cayó la careta, así que no nos dejemos engañar, el circo se terminó pero el telón de este teatro apenas se abrió, que comience la obra, que el titulo lo pondremos ustedes y yo.