POR FIRMA DE TERCER PAÍS SEGURO

Degenhart dice que no fueron amenazados y Jovel que fue a la parte “económica”

Foto La Hora/Minex

Por Eder Juárez
[email protected]

El Ministro de Gobernación, Enrique Degenhart y la Ministra de Relaciones Exteriores, Sandra Jovel, intentaron dar más información sobre la firma del Acuerdo sobre “Tercer País Seguro”, asegurando que no fueron las amenazas del presidente Donald Trump, lo que les hizo firmar dicho acuerdo, en tanto la Canciller dijo que las amenazas fueron “a la parte económica”.

Guatemala como socio de Estados Unidos, está ayudando a cerrar un área gris en su Ley migratoria, un área gris que tienen relación con aquellas que solicitan medidas de protección al arribar a la frontera sur de Estados Unidos, en ese sentido para nadie es un secreto las recomendaciones que la semana pasada planteó el presidente Trump, dichas repercusiones ponían en riesgo más de un millón de puestos de trabajo, de guatemaltecos que todos los días se esfuerza, trabajan y contribuyen en las exportaciones del país, dijo Degenhart.

El ministro agregó que los guatemaltecos debemos entender que las repercusiones de no consumar e implementar dicho convenio va a afectar directamente a los guatemaltecos. “O a un millón de personas que pueden perder sus puestos de trabajo o en millones de guatemaltecos que van a recibir menos dinero en sus remesas a raíz de esas interposiciones de esos recurso de amparo”, señaló.

Asimismo indicó que no se esté engañando a la población al decir que el convenio no tienen vigencia porque sí la tiene “reitero, tengan mucho cuidado señores que están bloqueando este proceso, pueden afectar directamente a millones de guatemaltecos que el día de mañana los harán a ustedes directamente responsables, no pierdan de vista que la responsabilidad la tienen ustedes”, enfatizó.

Según el titular de la cartera de Gobernación, las remesas iban a ser afectadas sino se firmaba este convenio con Estados Unidos, y se verían afectados en su economía millones de guatemaltecos a quienes sus familiares les mandan remesas desde EE.UU. “El hecho de tener una prohibición para viajar a Estados Unidos hubiera puesto a Guatemala en la calidad de países que no son aliados ni socios comerciales de dicho país”, añadió.

Entre tanto la Ministra de Relaciones Exteriores, Sandra Jovel, dijo que no se les obligó a firmar ningún convenio, “creo que las amenazas fueron a la parte económica y ustedes las vieron, en ningún momento hubo una amenaza a la firma del instrumento, no estuve directamente en la firma en ese momento”.

Agregó que se está negociando con Estados Unidos mayor inversión para generar empleos que es lo que más se necesita para que “nuestra gente no salga de Guatemala”.

Degenhart continuó diciendo que “pareciera que el discurso de un Procurador – en referencia al PDH- está haciendo eco allí con ustedes, un Procurador que debería de estar velando por los derechos de todos los guatemaltecos que probablemente se hubieran quedado sin sus puestos de trabajo y recibiendo menos dinero de sus familiares que les envían sus remesas y de todos aquellos guatemaltecos que ya no podrían viajar por una prohibición que haría EE.UU., categóricamente le puedo contestar que no fuimos coaccionados, presionados ni obligados a firmar absolutamente nada, eso es una responsabilidad del Estado guatemalteco de fortalecer y mantener las relaciones con sus aliados” dijo.

Además el ministro indicó que el origen de este convenio, aparte de ser humanitario, tiene un componente importante de seguridad nacional, porque con el mismo y los alcances que tendrá, “vamos a poder desarticular una de las modalidades más importante que hoy por hoy están utilizando las estructuras transnacionales para llevarse a nuestros ciudadanos y a los ciudadanos del Triángulo Norte de manera irregular a Estados Unidos”.

INSISTE QUE SERÁ SOLO PARA HONDUREÑOS Y SALVADOREÑOS

Durante la rueda de prensa, Degenhart insistió que el Acuerdo “está dirigido y restringido a las nacionalidades de Honduras y El Salvador, países que son miembros del C-A4”.

Al ser cuestionado sobre el artículo 1 del Acuerdo en que se establece que la solicitud de protección es aquella solicitud de una persona de cualquier nacionalidad y no especifica si serán solo hondureños y salvadoreños, Degenhart respondió en el Acuerdo se establece claramente que será el gobierno de Guatemala el que definirá quienes van a venir a través de este proyecto.

Reitero, Guatemala es quien va a definir quién viene, cuando viene y con qué frecuencia viene, manifestó Degenhart.

Según un artículo publicado por “La Hora Voz del Migrante”, de 2016 a la fecha han sido más de 605 mil los migrantes originarios de El Salvador y Honduras detenidos en la Frontera Sur.