VIAJÓ A ESTADOS UNIDOS A LOS 18 AÑOS

Conoce la historia de la multifacética Ixchel Valiente

Por Margarita Girón
[email protected]

Ixchel Valiente Cerezo es una joven actriz guatemalteca que encontró en el arte escénico una forma de abrir espacios para la comunidad latina en Los Ángeles. Sus sueños la llevaron a buscar en otro país las oportunidades para destacar sin olvidar sus raíces guatemaltecas, convirtiéndose en una muestra de la juventud que sueña y trabaja por un futuro mejor.

Ixchel en una entrevista para La Hora Voz del Migrante, relató cómo desde pequeña su conexión con el arte estuvo presente y cómo sus sueños la llevaron a Los Ángeles, Estados Unidos, en donde actualmente busca consolidarse como actriz, “mi mamá decía que yo bailaba antes que pudiera decir oraciones completas, pues era muy pequeña y crecí rodeada de arte, pues mi familia siempre fue cercana a la danza y el teatro y así fue como mi camino empezó a formarse hasta llegar a donde estoy”.

Luego de terminar sus estudios, Ixchel de 22 años, relató que tuvo la oportunidad de trabajar con una productora de Teatro de Nueva York, conocerla la llevó a establecer comunicación con más personas que estudiaban en Estados Unidos y gracias a esos enlaces recibió una recomendación para continuar su profesionalización en el Conservatorio Profesional de Arte Escénico en Los Ángeles en el cual fue aceptada y a criterio de Ixchel abrió la puertas para su especialización en la actuación cuando apenas cumplió 18 años.

A pesar de haber tenido la oportunidad de recibir educación privada, Ixchel sabía que en Guatemala los espacios para la formación artística escénica son limitados y por eso no dudó en tomar la oportunidad e ir en busca de su sueño, aunque en Guatemala ya había explorado diversas disciplinas escénicas, Ixchel quería más.

“Pese a tener que dejar a mi familia, yo sentía que era un paso necesario para mi carrera. Una vez terminé mi formación artística aquí, empecé a recibir ofertas de trabajo en los primeros años que estuve acá. Además, creamos una red de trabajo con artistas locales y también con artistas nuevos que iban llegando”, comentó.

EL DESAFÍO DE ABRIRSE CAMINO COMO LATINA EN ESTADOS UNIDOS

Una vez llegó a Estados Unidos, el reto de abrirse espacios en donde el papel de los latinos muchas veces está relegado a papeles secundarios, fue una de las situaciones a las que Ixchel tuvo que enfrentarse.

“Yo sabía que existían distinciones raciales en muchos campos, pero no había experimentado nada a nivel personal hasta que llegué a Estados Unidos y eso fue una llamada de alerta para mí, pues están muy marcados los papeles que se le ofrecen a una mujer latina a una actriz americana”, destacó.

La actriz guatemalteca detalló que en un principio fue “frustrante” ser encasillada en papeles en donde se cae en estereotipos para personificar a los latinos. Ixchel destacó que afortunadamente durante el último año esa tendencia empezó a cambiar y eso ha dado a la connacional y otros artistas de origen latino interpretar personajes con más peso en las historias y en muchos de los casos a protagonizarlas.

“Pasé esa etapa en la que solo me daban papeles relacionados con mis rasgos latinos pero yo misma empecé a buscar roles más reales que enrolaran historias de la comunidad latina actual, que abordan desde la diversidad sexual, el ambiente, la migración; en lugar de los papeles en el que somos encasilladas”, dijo la entrevistada.

IXCHEL: LAS AUDIENCIAS QUIEREN VER GENTE CON LA QUE SE IDENTIFICAN

Para Ixchel tanto la cultura como los problemas sociales que se viven en los países latinos se encuentran en un “boom” que ha llevado a los productores a contar esas historias que todos quieren ver. “Aquí en Los Ángeles la comunidad latina es enorme y el público y las audiencias quieren ver a gente con la que se identifican, la gente extraña su cultura y quieren ver expresiones de sus países de origen en las producciones”, destacó.

SUS PROYECTOS

Amar Nada, es la producción en español en la que actualmente trabaja Ixchel, en ella se abordan temáticas relacionadas con la comunidad latina y el elenco está integrado por artistas que representan a esta comunidad.

“También participo en otro cortometraje que aborda el tema el acoso, llamado Silencio en donde la actriz principal y productora pidió que quien interpretara a su mejor amiga en la trama tuviese raíces latinas y fui seleccionada para el papel”, indicó.

También participó en el corto Dos mil quinientos kilómetros, producido por una guatemalteca en el que se cuenta la historia de una mujer migrante y su camino hacia Estados Unidos.

Para Ixchel, cada proyecto en el que ha participado ha sido significativo, sobre todo por los temas que se abordan, desde el acoso, hasta la migración, todos han creado en ella una experiencia distinta y la han hecho crecer, no solo artísticamente, sino a nivel personal.

TAMBIÉN BUSCA SER GUIONISTA

Dentro de las metas de Ixchel también destacan sus aspiraciones por escribir guiones cinematográficos, de acuerdo con la entrevistada, actualmente trabaja en un proyecto titulado Toxicidad, en el que participa como escritora.

“A mí me gustaría explorar y colaborar con otros artistas, a futuro me veo colaborando con otros artistas, creando grandes papeles, no solo para mí, sino para más latinos que hablen de temas sociales. Una de las grandes cosas que se pueden hacer a través del arte es abordar temas de conciencia en donde puedas entretener a tus audiencias, pero también hacerlos pensar y opinar”, destacó.

“También sueño, a largo plazo con formar junto a otros artistas una casa de producción en donde artistas nuevos puedan encontrar esas oportunidades y una conexión que los ayude a realizar sus sueños también”, añadió.

AÚN EN LA DISTANCIA, LLEVA A GUATEMALA EN SU CORAZÓN

Al preguntarle a la entrevistada, qué significa Guatemala para ella, Ixchel respondió que es el lugar más increíble del planeta. “Guatemala tiene todo, en todos los aspectos que pueda ser analizada mi país tiene un potencial increíble, solo falta que ese potencial pueda llegar a manos correctas”, destacó.

“Mi papá viajaba mucho y decía que uno no se da cuenta de lo linda que es Guatemala hasta que se va y sí, tiene muchos problemas sociales y de inseguridad como muchos otros países, pero a pesar de eso, uno se da cuenta de lo hermoso que es su país y que no hay lugar como Guatemala y no importa donde estés, es así”, acotó.