FALLECIÓ AYER

Casa del Migrante condena muerte de migrante hondureño

POR MARIELA CASTAÑÓN
[email protected]

La Casa del Migrante condenó la muerte del migrante hondureño, Henry Adalid Díaz Reyes, quien falleció ayer en los enfrentamientos registrados en la frontera de Tecún Umán, San Marcos, con México.

Mauro Verzeletti, director de la Casa del Migrante, lamentó este hecho que por diversas fuentes de información saben que las autoridades mexicanas habrían disparado y lanzado gases lacrimógenos.

“Condenamos la acción violenta de las autoridades de México, por información que hemos tenido, la muerte fue a causa de las balas de goma que fueron disparadas desde México y también la cuestión de gases lacrimógenos que ha afectado no solamente a los migrantes, sino a toda la población de Tecún Umán, que están indignados con estas acciones”, explicó Verzeletti.

De acuerdo con el sacerdote, las autoridades deben medir las consecuencias de estos hechos y México debe “dejar de hacer el trabajo sucio a Estados Unidos”, porque de lo contrario habrá más víctimas.

El entrevistado explicó que ha sido testigo que los migrantes no son personas violentas, pasaron alrededor de 13 mil por la Casa del Migrante y ninguno reflejó este tipo de actitudes.

Por otro lado, Verzeletti dijo que la ayuda para los migrantes únicamente ha llegado por medio de la Casa del Migrante y la parroquia de la localidad.

“Están recibiendo la atención de la Casa del Migrante y la Parroquia Jesús de las Tres Caídas; las autoridades de México y Guatemala deberían buscar ayuda humanitaria y dejar que caminen”, dijo.

El Director de la Casa del Migrante hizo un llamado a las autoridades mexicanas para respetar a las personas migrantes.

“Pedimos el pleno respeto para todas las personas que están en la frontera. A México no le cuesta abrir la frontera, porque migrar es un derecho humano. Llegó el momento que los países ricos deben volcar su mirada a Centroamérica, para resolver los problemas de pobreza y violencia”, indicó.

HONDURAS PIDE INVESTIGACIÓN POR MUERTE

Por otro lado, mediante un comunicado, la Secretaría de Relaciones Exteriores y Cooperación Internacional de Honduras, se pronunció mediante un comunicado por los incidentes donde murió Henry Adalid Díaz Reyes y rechazó “cualquier forma de criminalización violenta contra las personas que migran”. Agregó que el hecho se investigue.

“Nos solidarizamos con las familias del compatriota fallecido y reiteramos todo nuestro apoyo para la repatriación de su cuerpo lo antes posible. Esta Secretaría, una vez más insta a los hondureños que continúan en esta movilización a buscar los medios puestos a su disposición por el Gobierno para lograr un retorno seguro a sus hogares, para no poner en riesgo su vida y la de sus familias. Al día de hoy ya se contabilizan tres hondureños fallecidos”.