AUNQUE PUEDEN SOLICITAR ASILO, HACERLO SERÁ COMPLICADO

Caravana de migrantes hondureños se acerca a EE. UU. en medio de incertidumbre

Por Grecia Ortíz
[email protected]

Grandes cantidades de personas han partido de Honduras y El Salvador en los últimos días, muchos de ellos buscan asilo en Estados Unidos.

Según el guatemalteco en California, Julio Villaseñor, hay incertidumbre en lo que ocurrirá cuando la Caravana Migrante llegue a la frontera con EE. UU., misma que según las declaraciones del presidente Donald Trump, estará custodiada por cientos de soldados que fueron enviados al lugar.

De acuerdo con Villaseñor, entrar de manera irregular a ese país como muchos lo hacen, será complicado para este grupo, al igual que realizar una solicitud de asilo.

Villaseñor agregó que sienten de cerca la situación de los migrantes hondureños, esto luego de ver las múltiples imágenes prueba del éxodo que emprendieron hace unas semanas.

De momento, el guatemalteco indicó que existe incertidumbre de lo que ocurrirá con los integrantes de la caravana, sobre todo considerando que no solo hondureños la integran, ya que se han unido ciudadanos de El Salvador y Guatemala.

“Están poniendo en una tremenda responsabilidad a Estados Unidos, sobre cómo van a manejar la situación, están siendo forzados a soportar esa presión tremenda, una cosa es el corazón nos dicta y otra lo que la mente piensa sobre la obligación del país de solucionar la situación de condiciones de vida de todas las personas”, explicó.

El problema es serio a consideración del entrevistado, porque son momentos de mucha tensión y existe mucha especulación al respecto de la caravana y la reacción del Gobierno de Trump.

Si intentaran ingresar de manera irregular, la situación se complicaría porque también hay grupos que se han manifestado en contra de que los migrantes pueden entrar, aseguró.

“No podemos predecir qué va a ocurrir, pero mi corazón está con esta gente, pero también no podemos pretender que a esa cantidad de gente las dejen entrar y menos como entraron a México, pero es muy difícil porque tenemos a un Presidente que ha exacerbado los ánimos de la población”, comentó.

Solicitar asilo para los migrantes ahora será complicado, afirmó Villaseñor, porque el presidente Trump ha señalado sin pruebas a la caravana de estar integrada por delincuentes.

“El panorama se ve muy complicado, porque hay que darles asistencia, cuidados médicos, alimentación. Donde van a ubicar a tantas personas. Es impredecible lo que sucederá”, comentó.

CONSEGUIR ASILO SERÁ MÁS COMPLICADO

Mientras un artículo del sitio electrónico “The Conversation”, también reproducido por AP, señala que los migrantes de la caravana, tienen derecho a solicitar asilo en Estados Unidos, sin embargo, conseguirlo resultará más complicado.

“Los inmigrantes no están obligados a solicitar asilo en ningún país, sino que tienen el derecho a pedir asilo en el país que elijan, el derecho a un proceso imparcial en ese país y lo más importante, el derecho a no ser devueltos a un país en el que se enfrentan a la persecución o incluso a la muerte”, apunta el artículo.

Abigail Stephitz, de la Universidad de California en Berkeley, anotó que ha trabajado casos con solicitantes de esta opción en Europa y también en Estados Unidos desde 2008.

Sin embargo, es durante la última década, que ha presenciado la presión creciente sobre el sistema de asilo para lidiar con situaciones complicadas en las fronteras.

“Es más, tiene que demostrar que no puede vivir con seguridad en su país de origen. Su prueba depende en gran medida de poder demostrar credibilidad. En otras palabras, tiene que compartir su experiencia de tal modo que se crea que su declaración es verdadera y se considere que su miedo a la persecución es legítimo”, explicó.

PROCESO MÁS DESAFIANTE

El proceso, se ha vuelto más desafiante debido a las sospechas de los solicitantes de asilo que abusan del sistema.

A los solicitantes de asilo no se les asigna automáticamente a ningún representante legal. Muchos gestionan ellos mismos todo el proceso, incluida la comparecencia ante un juez de inmigración. Como es de esperar, las personas que tienen abogado tienen cinco veces más posibilidades de que les concedan el asilo.

En 2017, se denegaron casi el 90 por ciento de las solicitudes de mexicanos, frente al 20 por ciento de casos chinos. Los tres países del Triángulo del Norte –El Salvador, Honduras y Guatemala– están entre los cinco primeros países con mayor número de denegaciones, con más del 75 ciento de solicitudes rechazadas. De forma similar, es más probable que se conceda el asilo en Nueva York o en San Francisco que en los tribunales más cercanos a la frontera de Texas o Arizona.

“Están poniendo en una tremenda responsabilidad a Estados Unidos, sobre cómo van a manejar la situación, están siendo forzados a soportar esa presión tremenda, una cosa es el corazón nos dicta y otra lo que la mente piensa sobre la obligación del país de solucionar la situación de condiciones de vida de todas las personas”.
“No podemos predecir que va a ocurrir, pero mi corazón está con esta gente, pero también no podemos pretender que a esa cantidad de gente las dejen entrar y menos como entraron a México, pero es muy difícil porque tenemos a un presidente que ha exacerbado los ánimos de la población”.
JULIO VILLASEÑOR