Inicio Héroe Migrante Maritza García y el éxito de Miracle Hands Candles
TRIUNFA CON SU FAMILIA AL LADO

Maritza García y el éxito de Miracle Hands Candles

por -
0 110
Maritza García y el éxito de Miracle Hands Candles

POR GRECIA ORTÍZ
gortiz@lahora.com.gt

Maritza García y su familia son originarios de Cobán Alta Verapaz, pero desde hace varios años decidieron migrar hacia Estados Unidos junto con el objetivo de abrirse a un mundo de oportunidades, lo cual han conseguido, pues en 2014 fundó su propio negocio con el nombre de Miracle Hands Candles, dedicado a la elaboración y distribución de productos de alta calidad que llevan impresa la cultura de Guatemala.

Maritza García migró a Maryland, Estados Unidos junto a su esposo e hijos, es mercadóloga de profesión y artesana con estudios de la Universidad Rafael Landívar y El Instituto Técnico de Capacitación y Productividad (Intecap).

Con esos conocimientos y habilidades decidió inaugurar en 2014 su negocio Miracle Hands Candles, en donde comercializa diferentes tipos de artículos con diseños únicos, elaborados con materiales adquiridos en Estados Unidos. Aunque sus creaciones están enfocadas al mercado estadounidense, García hace énfasis en que su estilo lleva impregnada la cultura de Guatemala.

“Lleva la cultura guatemalteca, eso lo hago de relevancia siempre…pues ha tenido bastante aceptación, es un producto único con diseños únicos y mi material es de calidad, eso hace la diferencia, ha causado gran impacto, me invitan mucho a eventos de bancos, culturales y ya estoy vendiendo en un museo de Los Ángeles en el área de souvenirs”, destacó García.

Cada uno de los productos que García elabora requiere de diferentes etapas de preparación, por lo que el tiempo de entrega puede variar en cada uno de ellos.

LA CLAVE DEL ÉXITO

Para la guatemalteca el éxito en Estados Unidos depende de la capacidad de generar la mayor cantidad oportunidades posibles, y sobretodo respetar las normativas estadounidenses, porque solo así se puede salir adelante, afirmó.

“Un día normal para mí inicia dándole gracias a Dios por la vida, por mi familia, en todo hay que ser agradecido, ese es uno de los privilegios y formas de motivarse uno a pesar de las adversidades. Me levanto y veo qué tengo planificado en mi día porque yo produzco todo”, añadió la entrevistada.

A la vez, en cada jornada laboral se enfoca en buscar nuevos contactos de ventas, con la intención de expandir su negocio. “Me dedico a las redes sociales para mi negocio, y veo mis pedidos que tengo en el día para prepararlos y ponerlos al correo o que lleguen a traerlos”, comentó.

GUATEMALA SIEMPRE PRESENTE EN LAS FIESTAS DE FIN DE AÑO

Además de su emprendimiento, García alterna su trabajo con la vida familiar, enfatiza en el orgullo que siente por sus hijos, dos de ellos universitarios, así como su apoyo al trabajo de su esposo, quien se desempeña en el área de la construcción.

Entre sus comidas favoritas están los frijoles y prefiere comerlos en el desayuno, también disfruta de los caldos, el pepián, recados entre otros alimentos guatemaltecos.

Durante las fiestas de Fin de Año, comparte con su familia y procuran celebrar con las tradiciones de Guatemala, “lo único que no hacemos es lo de los cohetes, hacemos toda la tradición nos reunimos en familia”, explicó García.

Para conocer los diseños de Maritza García o necesita información de sus productos puede solicitarla a través del perfil de Facebook: Miracle Hands Candles.

“Lleva la cultura guatemalteca, eso lo hago de relevancia siempre…pues ha tenido bastante aceptación, es un producto único con diseños únicos y mi material es de calidad, eso hace la diferencia, ha causado gran impacto, me invitan mucho a eventos de bancos, culturales y ya estoy vendiendo en un museo de Los Ángeles en el área de souvenirs”.
“Un día normal para mí inicia dándole gracias a Dios por la vida, por mi familia, en todo hay que ser agradecido, ese es uno de los privilegios y formas de motivarse uno a pesar de las adversidades. Me levanto y veo qué tengo planificado en mi día porque yo produzco todo”.
MARITZA GARCÍA

Comentarios