Inicio Noticias Deficiente reparación de edificios educativos; alegan “problemas para ejecutar”
PDH HACE RECUENTO DE INFRAESTRUCTURA DAÑADA Y EMPRESARIOS POR LA EDUCACIÓN INSTA A BUSCAR ALTERNATIVA

Deficiente reparación de edificios educativos; alegan “problemas para ejecutar”

por -
0 176
Deficiente reparación de edificios educativos; alegan “problemas para ejecutar”

Por Denis Aguilar
[email protected]

El Informe Anual Circunstanciado de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH), del año 2017, hace énfasis en la baja inversión del Estado para la reparación de escuelas públicas a nivel nacional. Ante esa realidad, las entidades encargadas de los remozamientos justifican las dificultades que encuentran para hacerlo, mientras otras voces, como Empresarios por la Educación llaman a buscar alternativas y los cambios necesarios para garantizar la infraestructura educativa.

El informe de la PDH detalla que el año pasado se contabilizaban 19 mil 789 edificios públicos disponibles para el sistema educativo. En estos inmuebles, operaban 33 mil 713 establecimientos (escuelas primarias, institutos, entre otras jornadas y modalidades), de los cuales 308 sufrieron daños por las condiciones climáticas que imperaron el año pasado, como las lluvias, un terremoto y varios sismos. La mayoría de los edificios dañados se reportaron en el occidente del país.

Sin embargo, el documento hace énfasis en que a pesar de la necesidad de invertir en infraestructura escolar, el Estado únicamente ejecutó un 7.2 por ciento del presupuesto destinado a la reparación de escuelas del total asignado para ese objetivo. Las instituciones que tenían a su cargo esos fondos eran: el Ministerio de Comunicaciones, Infraestructura y Vivienda (Micivi), Ministerio de Educación (Mineduc) y Ministerio de Desarrollo Social (Mides).

Para 2017, el gobierno tenía contemplado Q405 millones 844 mil 263 para la reparación de escuelas a través de las tres carteras mencionadas, las cuales registraron bajos porcentajes de ejecución presupuestaria en los rubros destinados a ese objetivo.

El Ministerio de Educación ejecutó únicamente el 9.6 por ciento de los Q156 millones 840 mil 232, destinados para la reparación de escuelas; el Ministerio de Comunicaciones ejecutó un 10.9 por ciento de los Q104 millones 226 mil 165 disponibles; mientras que el Ministerio de Desarrollo Social erogó únicamente un 1.9 por ciento de Q144 millones 777 mil 866 destinados, según detalla el informe de la PDH.

El Mineduc ha indicado en reiteradas ocasiones que una de las principales dificultades para la reparación de las escuelas públicas es que, el 95 por ciento de estas no están en terrenos adscritos a esa cartera, impidiendo la inversión de fondos públicos en las instalaciones.

NI REPARACIONES MENORES O MAYORES, SEGÚN PDH

Abner Paredes, de la Defensoría de la Juventud de la PDH, indicó que mediante inspecciones han podido identificar las diferentes carencias de las instituciones educativas públicas del país.

“Los centros educativos no han tenido en algún momento remozamiento preventivo, reparaciones menores o incluso las mismas reparaciones mayores que son necesarias, como cambios de techos, ampliaciones de aulas o algunas otras modificaciones que se necesitan, como ejemplo la accesibilidad”, explicó.

En cuanto a los centros educativos afectados por los desastres naturales, reconoció la realización de algunas reparaciones a centros educativos dañados por el terremoto de 2012 en San Marcos, sin embargo, a consideración de Paredes, estas han sido lentas.

A la vez, indicó que estas falencias en infraestructura educativa terminan afectando en los niveles de cobertura educativa, la cual solo es del 24 por ciento a nivel diversificado, y alrededor del 46 por ciento a nivel de básicos, según Paredes.

El entrevistado también señaló la problemática que enfrenta el Ministerio de Educación de no poder realizar reparaciones en las escuelas debido a que fueron edificadas en terrenos que no son propiedad de la cartera, sin embargo, llamó la atención de por qué entonces se siguen solicitando recursos que no se pueden ejecutar.

¿QUÉ DICE EL MINEDUC?

Respecto a las cifras presentadas en el informe circunstanciado de la PDH, el viceministro de Educación, Héctor Canto, indicó que la ejecución presupuestaria para infraestructura escolar ascendió a 27 por ciento a finales del 2017.

“En noviembre y diciembre hubo una diferencia en la ejecución y subió a más de 27 por ciento”, dijo Canto, asegurando que el resto del presupuesto que no se ejecutó quedó en suspenso. Ante esa situación afirmó que para este año el reto es utilizar esos recursos disponibles para la reparación y construcción de infraestructura educativa.

El funcionario indicó que hay una parte de este presupuesto que está “comprometido” para el pago de reparaciones y remozamientos de escuelas públicas, recursos que serán utilizados en el transcurso del 2018.

“Se hicieron en octubre las adjudicaciones, están en proceso de cambio de techo, de remozamientos, estos con pagos hasta este año”, comentó el funcionario sobre las reparaciones de algunas escuelas en el interior del país.

De ese presupuesto, Canto explicó que hay 15 millones de quetzales destinados para la construcción de dos institutos tecnológicos, uno en Amatitlán y otro en Huehuetenango. En 2017, las autoridades de Educación se focalizaron en obtener los terrenos, legalizarlos y hacer estudios de preinversión para desarrollar los proyectos.

OTROS IMPEDIMENTOS PARA EJECUCIÓN

El director de la Unidad de Construcciones de Edificios del Estado, Javier Maldonado, reconoció la baja ejecución presupuestaria para remozar los inmuebles que le corresponde reparar al Ministerio de Comunicaciones, sin embargo, explicó que la fuente de financiamiento de dicha dependencia es un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y aseguró que la Ley de Presupuesto del 2017 les impidió ejecutar recursos.

Maldonado detalló que existe todo un proceso que se debe realizar a través de varias instancias que impide una ejecución pronta de los recursos para la reparación de las escuelas que lo necesitan, por lo que en la mayor parte del 2017 se trabajó para avanzar en los requerimientos establecidos.

De esta forma, Maldonado asevera que el artículo 100 de la Ley de Presupuesto, les impidió trabajar algunos proyectos que se tenían contemplados para el año pasado, los cuales fueron liberados hasta finales de 2017.

El artículo 100 de la Ley de Presupuesto 2017 indica que se debe asumir y determinar obligaciones pendientes de pago de ejercicios fiscales anteriores.

El funcionario mencionó que pese a tener limitantes para ejecutar, muchas obras se pidieron y se construyeron, sin embargo, no podían ser canceladas y por ende no fueron habilitadas por la Secretaría de Planificación y Programación de la Presidencia (Segeplan).

“Muchas de estas obras se pidieron físicamente, muchas se terminaron, el problema es que como no se pudo pagarlas, como no estaban habilitadas en Segeplan, –entonces– el nivel de ejecución presupuestaria fue muy bajo”, indicó.

Maldonado reconoció la baja ejecución en la infraestructura escolar, pero aseguró que pese a las limitantes inauguraron varias escuelas, algunas de estas estaban en suspenso desde el 2014.

Para abril de este año se espera terminar con la reparación y remozamiento de más de 150 escuelas, según Maldonado. Agregó que, el Ministerio de Educación debe gestionar a dónde traslada a los niños durante las reparaciones y remozamientos.

La Hora consultó al Ministerio de Desarrollo Social para obtener detalles sobre la baja ejecución en el rubro de esa dependencia destinado a la reparación de escuelas, pero la Oficina de Comunicación Social indicó que dicho tema es responsabilidad del Fondo de Desarrollo Social (Fodes). Tras varias semanas de intentar una comunicación con alguna autoridad de esa dependencia, no se logró conseguir la postura de la entidad, ya que personeros de esta indicaban que la directora, Brenda Mayén, se encontraba en reuniones, por lo que no podía atender a este vespertino.

ANTE EL PROBLEMA SE DEBEN BUSCAR ALTERNATIVAS

A decir de Verónica Spross, de Empresarios por la Educación, el problema relacionado a la baja ejecución y la reparación de escuelas no radica únicamente en organizaciones estatales como el Ministerio de Educación, Ministerio de Comunicaciones y Ministerio de Desarrollo Social, pues asegura que hay municipalidades que destinan recursos para remozar o reparar escuelas. A la vez, mencionó como alternativa que organizaciones no gubernamentales podrían apoyar en la reparación de la infraestructura educativa.

“Esto no está siendo recogido en dicho estudio (informe de la PDH), pero independientemente es importante mejorar la capacidad de gestión del remozamiento y la infraestructura escolar”, dijo Spross.

Como posibles soluciones, Spross aseguró que deben crear convenios de cooperación para poder reparar o remozar las escuelas que están ubicadas en terrenos que no pertenecen al Estado.

“El hecho de que los terrenos sean de la comunidad no es algo negativo, por eso es por lo que cuando existían las escuelas de alta gestión muchas fueron construidas por la misma comunidad”, recordó.

Spross comentó que se debe encontrar una figura legal que permita dar solución al impedimento del Ministerio de Educación para reparar inmuebles que están en terrenos que no son propiedad de la cartera.

Una de esas posibles soluciones, dijo Spross, podrían ser a través de organizaciones de padres de familia o juntas escolares y aseguró que esta figura ha sido algo “positivo” para remozamientos, debido a que las comunidades aportan y gestionan en los proyectos.

Esta modalidad de organizaciones en las escuelas se ha venido dando desde hace unos 15 años, según lo indicó Spross, quien agregó que esto sería una medida que podría solucionar la problemática de la infraestructura a corto plazo.

“El hecho de que los terrenos sean de la comunidad no es algo negativo, por eso es por lo que cuando existían las escuelas de alta gestión muchas fueron construidas por la misma comunidad”.
Verónica Spross, Empresarios por la Educación

“En noviembre y diciembre hubo una diferencia en la ejecución y subió a más de 27 por ciento”.
Héctor Canto, viceministro de Educación

“Los centros educativos no han tenido en algún momento remozamiento preventivo, reparaciones menores o incluso las mismas reparaciones mayores que son necesarias”.
Abner Paredes, Defensoría de la Juventud de la PDH

Comentarios