Agenda migrante: “Banco Comunitario del Pueblo Migrante” – Parte 1/3

Por Guillermo Castillo
[email protected]

Marco: la Agenda Migrante responde a los intereses de migrantes, familiares de migrantes, retornados y deportados que estamos alineados a la “Estrategia de Estados Unidos para Centroamérica”.

Objetivo específico: la Agenda Migrante responde al objetivo (3)(B)(viii) “Programas de apoyo para reducir la pobreza, crear empleos y promover el crecimiento económico equitativo en áreas que contribuyen a un gran número de migrantes” al sensibilizar la creación del “Banco Comunitario del Pueblo Migrante” condicionado al sistema de justicia migratorio de EE.UU.

En este objetivo es prioritario invitar a que el Departamento de Justicia de Estados Unidos tome una decisión fría en una estrategia que revierta el problema a nuestros gobernantes centroamericanos que son quienes controlan el sistema y estructura que expulsa miles de migrantes hacia el norte. Invitamos a reflexionar al Departamento de Justicia de EE.UU que llene los centros de detención privados de corruptos centroamericanos y no de familias ni niños. Tenemos suficientes corruptos centroamericanos para mantener camas ocupadas mientras enfrentan la justicia por corrupción, lavado de dinero, narcotráfico, crimen organizado o muchos otros ilícitos; mientras los ciudadanos de bien nos enfocamos en construir “rule of law” en Centroamérica y educamos para no emigrar.

La defensa migratoria desde el Ejecutivo o Legislativo más allá de reforma migratoria, DACA, TPS, u otras soluciones debe tener una condicionante “el mérito” y hacer nuestro “best effort” (mejor esfuerzo) en pensar “out of the box” (fuera de la caja).

Es importante invitar al Departamento de Justicia de EE.UU visualice a los migrantes como activos, inversionistas, actores y ejecutores con amplio conocimiento de las realidades de su comunidad de origen y que en la corte final queden condicionados al sistema migratorio en un plan 3*1 (US$1 migrante + US$1 autoridades de EE.UU + US$1 autoridades centroamericanas) que acompañan e inviertan en su familiar en el país de origen durante un periodo de “tiempo X” que le permita cambiar las condiciones, sistema y estructura de la imperante corrupción e impunidad del triángulo norte de Centroamérica. Estamos claros que la población norteamericana desea cortar la ayuda internacional, mientras reduce sus impuestos o que sean bien invertidos para resolver el problema de fondo, ahora bien, los políticos corruptos centroamericanos se burlan de ustedes al crear corrupción para expulsar la mayor cantidad de migrantes que sostengan el Producto Interno Bruto mientras ellos se enriquecen.

Estamos claros que EE.UU. ha crecido desde 3.9 millones de personas en 1790 hasta 328.3 millones en Agosto 13 del 2018, pasando de 90 por ciento rural a 95 por ciento urbano y con alto nivel técnico, sensible al control e inteligencia, con una proyección de 400 millones de personas para 2050, razón por la cual es momento propicio de considerar que Guatemala, El Salvador y Honduras sean el patio trasero para nuevas expansiones territoriales y migración.

Parte 1 de 3, continúa mañana.